lunes, 4 de junio de 2012

MIEDO

“A partir del momento en que un gobierno experimenta la necesidad de prometer a sus súbditos, por medio de anuncios, la paz y la prosperidad, hay que mantenerse alerta y esperar que suceda todo lo contrario.”
                                                        Ivo Andrić “Un puente sobre el Drina”


Últimamente el miedo se hace omnipresente en el centro de todas las neuronas, zarandea las fronteras de las terminaciones nerviosas y hace temblar el eje mismo de los perfiles tristes. Cada lunes nace al amparo de la incertidumbre más desleal, la pobreza presta su nombre a cada comienzo de semana sin derecho a reclamar, y cada amanecer nos acecha una niebla espesa que oscurece al tictac de las horas desperdiciadas. No sabemos cuánto durará esta oscuridad, ni siquiera si tendrá un final aunque no sea feliz como el de los cuentos de hadas y princesas, pero el verde esperanza se tornasola con toda la gama de las cloacas sin que nadie ponga remedio. Las noches se despiertan con pesadillas que se sudan bajo las sábanas donde antes cabalgaban las pasiones. Ya no valen los recuerdos de otros tiempos que no volverán, ni los sueños en que nos reíamos sin remordimientos. Es fácil escalar por los años, acostumbrarse a la bondad, ir de menos a más, pero no estamos preparados para una caída libre sin red bajo los pies. El asfalto es gris, frío y duro, como los corazones cerrados a cal y canto.
Nos quitaron el pan y sólo nos dejaron el circo.

48 comentarios:

  1. Y lo peor es que le circo ya no quedan gigantes, sino apenas enanos y fulleros prestidigitadores que nos roban los mendrugos de esperanza.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso pienso yo Francisco, nos han dejado un circo al que le crecen los enanos.

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Yo tengo esperanza, soy así de optimista; pero tu magnífico texto me ha dejado triste. ¿Y si llevas razón? Es verdad, el asfalto está duro.
    Genial entrada.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, haremos un esfuerzo por no perder el color verde entre tanta negrura.

      Un abrazo Mercedes.

      Eliminar
  3. Nunca fui muy amiga del circo, no me gustaban ni los gigantes ni los enanos, y los payasos me daban un miedo atroz. Ahora, desde hace unos meses vivimos en un circo perpetuo donde cada día anida más el miedo a las consecuencias de todas las decisiones politicas tomadas por semejantes personajes.
    Pero fiel a mis principios, fui precavida y guardé risas y esperanza por si las necesitara el día de mañana.

    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco me gusta el circo, sí el entretenimiento, pero siempre es mucho mejor si se acompaña de un poco de pan.

      Un beso Nerim.

      Eliminar
  4. Elena, me temo que todavía durará bastante,

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dios no te oiga.
      Saludos Mamuma.

      Eliminar
  5. Yo también quiero mantenerme esperanzado, aunque lo peor del caso es que siendo el circo nuestro, nosotros lo hemos construido, el domador está fuera y nos sacude inclemente.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Has dado en la tecla, y quizá el problema sea que el domador está fuera y no nos conoce.

      Mantengamos los dedos cruzados.
      Un abrazo DLT.

      Eliminar
  6. Lo veo venir. Lo anuncian de manera solapada para que no cunda el panico, pero lo veo venir. Veo una Espana sin seguridad social, con atencion medica privada solo para los que puedan pagarse un seguro medico privado, educacion universitaria privada y cara, derechos laborales casi nulos. Jovenes y ancianos deambulando sin ninguna ayuda del gobierno, hambre y miseria a la orden del dia, y los sectores mas vulnerables, ancianos y menores de edad sufriendo lo peor. La delincuencia, robos y asaltos seran cada vez peor. Vivi en Espana varios anos y hoy vivo en Estados Unidos, y lo que escribo es la realidad de este pais.

    De todos los espanoles depende que no corran la misma suerte de la gran mayoria del pueblo americano. Solo ustedes podran defender sus conquistas sociales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo Gilberto, tú sí que ves el panorama negro negrísimo.
      Yo mantengo los dedos cruzados y la esperanza en alerta.
      Dios no quiera que se cumplan tus previsiones.

      Un abrazo Gilberto.

      Eliminar
  7. ¡Jod...r! (siento la palabrota) se me ha puesto la piel de gallina, Elena... Lo describes tan bien, que el futuro mismo tiembla, pero necesito seguir creyendo que tras época malas, siempre hay un nuevo renacer. Necesito creerlo.
    Tus palabras, me han dejado sin ídem. Llevas en la sangre las letras para ser escritas. Te lo digo en serio.
    Gracias.
    Un besazo enorme-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te cortes Juji, ante situaciones como ésta una palabrota a tiempo parece que alivia.

      Mantengamos pues la esperanza.

      Gracias a ti por estar y por tu generosidad.
      Besos Juji.

      Eliminar
  8. A mí me da mucho miedo todo, y la verdad es que "acojona", con perdón, pero no encuentro otra palabra más explícita.

    Y yo también soy de las que, como tú, mantiene la esperanza alerta, y cruza los dedos, y todavía tiene esperanza...
    Ojalá lleguen mejores tiempos!

    Un abrazote, Elena!

    Y tu entrada, magnífica!
    ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así amanecen todos mis días, acojonados con una prima lejana que se empeña en amargarnos una semana tras otra.
      Esperemos que la luz se abra camino en esta oscuridad.

      Un abrazo Edurne.

      Eliminar
  9. Mejor pensar en otras cosas. No quiero sentir ni notar tristezas, los mayores las sabemos muy bien.
    Espero tener suerte y que recibas mi caluroso Beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues eso Mª Ángeles, pensemos en otra cosa, en el circo, al fin y al cabo es lo único que nos queda.

      Un beso.

      Eliminar
  10. No sé hacía donde caminamos, no sé que futuro les espera a nuestros hijos, no sé ...nada.
    A veces prefiero no pensar. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco yo sé nada, como tú a veces prefiero apagar la radio o no ver el telediario.

      Un beso Chelo.

      Eliminar
  11. A este paso, tendremos que crear cartoneras para las almas, para los cuerpos, para los espíritus...

    Un abrazo, Elena.

    ResponderEliminar
  12. No dejes que el miedo te amilane, es lo que quieren los provocadores de injusticias y cipayos del poder económico para poder seguir con sus atropellos al pueblo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso pretendo, pero es tan difícil cuando no se habla de otra cosa.

      Un abrazo Roberto.

      Eliminar
  13. Acabo de regresar de Croacia y nuestro guía nos preguntó si conocíamos a Ivo Andic. Yo le dije que había leído algo de él pero no recordaba qué. Nos recomendó su novela "Un puente sobre el Drina". Me lo traje anotado para leerla y... qué casualidad, te visito y veo que la citas en tu entrada.
    Un saludo desde mi mejana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hace tiempo que la leí, ya lo he citado en alguna otra ocasión. Yo también te lo recomiendo, es una gran novela.

      Un abrazo Felipe.

      Eliminar
  14. Elena, el miedo es el mayor de los monstruos, te aniquila, te destruye, y hasta es capaz de hacerte morir... y por eso nos dominan, por el miedo. Religiones, políticos, agoreros de sueños rotos...

    No conozco la novela a la que aludes, la buscaré, debe ser buena, por el tema que trata.

    Te dejo cariños, con mi abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La novela es un paso por la historia con el puente sobre el río Drina como escenario.

      Un beso Ángeles.

      Eliminar
  15. Yo quiero ser optimista. Cierto que las cosas están mal, pero ya hemos estado mal antes y hemos salido. Ahora también. No es que tenga fe en tanto irresponsable que nos gobierna, antes y ahora, es que tengo fe en nosotros, y ellos, los que se han gastado o se gastan el dinero a espuertas en gilipolleces, saben que nos pueden quitar el pan y darnos circo, sí, pero llega un momento en que ni siquiera el circo puede contener la ira de un pueblo abrumado, cansado, hastiado, y ellos lo saben. Yo creo que el miedo deberían tenerlo (y lo tienen) ellos, porque un Asalto a la Bastilla se puede hacer en cualquier momento, y pueden rodar muchas cabezas.

    Feliz semana, Elena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf, creo que el intento de Asalto a la Bastilla se tuvo el 15 M y no creo que haya tenido mucho resultado.
      De todas formas yo también tengo fe en el pueblo español.

      Un beso Mª Carmen.

      Eliminar
  16. Cuando la realidad de una nación huele a crisis, sus gobernantes se apuran a negarlo. Echan mano de cuanta demagogia exista para hacer que el pueblo entre en negación. Y eso no trae paz, solo incertidumbre.
    Por muchos años una salvaje crisis económica y social golpearon mi tierra (Perú) de forma inmisericorde. Nos dejaron sin pan ni circo, además nos soltaron a los leones (terrorismo). Hoy mi patria está convaleciente y en mejoría. De ella te escribe este sobreviviente.
    De esos años aprendí que a la crisis no se le teme, se le enfrenta. No se le gana, se le sobrevive. Nadie puede empinarse en puntillas para ver hasta donde termina, solo se puede encarar el día a día. Los políticos adormecen con sus promesas devaluadas, por eso de ellos es mejor no esperar nada. Es el esfuerzo individual de cada quien lo que inspirará a otros a sumar los suyos y formar un bloque que protegerá también a los más chicos que vienen detrás. Muchos caen en el intento y muchos otros se acobardan. Aprendí que cuando el dolor se hace muy grande vale llorar, lo que no vale es rendirse. De las crisis nadie sale limpio, todos pierden algo, pero los grandes problemas requieren grandes sacrificios para alcanzar grandes soluciones.

    Te deseo lo mejor y que pronto las cosas en tu tierra vuelvan por el buen camino.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "...cuando el dolor se hace muy grande vale llorar, lo que no vale es rendirse."
      Me quedo con esta frase Juan Carlos, creo que es justo lo que se debe hacer en casos como éste. Rendirse no te lleva a ningún lugar seguro, es la lucha individual sumada a la de otros lo que probablemente nos lleve a ver la salida, si acaso.

      Es la impotencia lo que me lleva al derrumbe por momentos, la certeza de que se han hecho las cosas muy mal, que hemos dejado hacer a un atajo de irresponsables que no tuvieron ni tienen altura de miras.

      Sé, en el fondo, que saldremos de ésta, lo hemos demostrado muchas veces a lo largo de la historia, y esta vez no va a ser una excepción.

      Un abrazo muy afectuoso Juan Carlos.

      PD.- No sé mucho de Perú, pero algo conozco a través de la prensa, de Vargas Llosa, de Jaime Bayly, y de algún bloguero que nos cuenta muchas cosas sobre todo de Lima.

      Eliminar
  17. Yo Elena quiero ser una persona positiva y con esperanza, pues mis circunstancias asi lo requieren,pero cuando oigo los telediarios, leo la prensa y comento con amigos todo está envuelto en papel de "crisis" y la verdad, estamos en momentos malos pero, por favor, ya etá bien, creo que al "pueblo" hay que darle una de cal y otra de arena para poder sobrellevar lo que tenemos encima.
    Esperemos que ese "miedo" se convierta en esperanza y frutos que nos hagan remontar.
    Un fuerte abrazo mi querida amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto Teresa, yo he optado por informarme hasta que la saturación me hace poner la televisión en busca de circo, me da igual fútbol, tenis, o telebasura.

      Un beso.

      Eliminar
  18. Este miedo que nos da la mano y nos invita a pasear día a día por la nada cada vez más absoluta, que nos cobija, no es un buen amigo, sino que más bien enmascara al peor de nuestros enemigos ya que nos va limando la esperanza.
    Siempre se ha dicho que cuando una puerta se cierra otra se abre. Pensemos en positivo, te lo dice un pensador negativo jeje

    Un abrazo Elena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pensemos en positivo pues Juan, a ver si se nota toda la energía empujando en una misma dirección.

      Un abrazo.

      Eliminar
  19. Anónimo8/6/12 17:10

    Elena, es verdad que el miedo y la incertidumbre nos invade en esta época que estamos viviendo. Quizá lo único que nos pueda salvar de la angustia vital, sea un hilo de esperanza en el horizonte.
    Muchos besos querida amiga.

    Maripaz

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengamos esperanza pues.

      Un beso Maripaz.

      Eliminar
  20. Me rindo ante tan explendida exposicion de tus claras e indiscutibles expresiones de protesta, en contra de la asolada politica, que los esta maltratando.
    La politica es como un juego de cartas o una ruleta; en donde siempre gana la casa.Ademas de decir que: no tiene corazon, es simplemente la caja y punto.
    Es cierto aquello que expresa en su comentario Juan Carlos. En el hace una descripcion exacta del drama que nos toco vivir y que ami en particular me saco de mi patria.
    España, es mas grande que sus problemas y que sus miserias. Tiene gente de buena madera,solidaria y lograra remontar la dura y empinada cuesta de su terrible crisis.
    Nadie mas que yo para entenderte y acompañarte en tu sentir. Lo que si te puedo asegurar es que: España jamas llegara a estar como estubimos los peruanos; eso si que fue peor que el mismo infierno.
    A la distancia pero con el mas grande afecto, estoy al servicio tuyo y de toda España, para ofrecerles lo que de mi se pueda pedir.
    Un beso Elena y un fuerte abrazo y recuerda que: los inviernos son: oscuros, largos, frios y tristes, pero no son eternos y tienen un final, que luego da paso a la belleza de la primavera, con sus soles radiantes y sus flores llenas de color y perfume.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me rindo, yo también me rindo, y agradezco tu visión positiva y tu ofrecimiento.
      Llevas razón Pluma, este país ha sido grande y es grande, unido es capaz de lo más grande e impensable, y ello es la raíz que nos aguanta para salir de ésta. Saldremos, y lo haremos luchando y empeñados como lo hacen nuestros países hermanos en América.

      Un abrazo muy cariñoso.

      Eliminar
  21. Yo diría que nos quitaron el pan, pero que el circo también lo vamos a tener que pagar.

    La oscuridad durará mientras estemos paralizados por ese miedo que mencionas. Sólo cuando nos libremos de él podremos avanzar hacia el final del túnel.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, sólo nos quedaba pagar por el circo también.
      Bueno, como ya he dicho antes, no perdamos la esperanza.

      Un beso Tawaki.

      Eliminar
  22. Me he conectado un momento desde el hotel y he visto tu publicación. Llevo mucho luchado y perdido, muchas batallas perdidas y otras ganadas,. He conocido separaciones, dramas, pobreza, hambre y pasado por todos lo estadios. También he disfrutado de la amistad, del cariño, de la solidaridad.
    Ahora toca esto y pienso en todos aquellos que no han tenido nada nunca y no hablo del tercer mundo.
    Sé que la vida es una montaña rusa y pasará y que nuestros hijos y nietos tendrán u futuro mejor. Porque de las crisis se aprende y se sale.
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta tu visión positiva.
      Nada como la opinión de quien tiene una extensa experiencia.
      Ojalá sea como dices y todo se vaya poco a poco hacia el lado positivo.

      Un beso.

      Eliminar
    2. Seguro que si Elena, también estoy segura que tu callejón tiene una visión positiva de la vida, y es lógico que con hijos por educar se tenga este miedo.Porque tememos por los otros, y eso duele.
      Bss

      Eliminar
  23. Paso a visitar tu blog y es fantástico, con un amplio contenido de comentarios, desde Jaen un saludo y feliz semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues gracias por tu visita Miguel.
      Sí, tengo la gran suerte de tener muchos amigos que me visitan en este callejón.

      Saludos.

      Eliminar

Gracias por dejar tu comentario

Related Posts with Thumbnails