lunes, 25 de abril de 2011

TU RISA

“Cuando uno es chico espera la gran felicidad, alguna felicidad enorme y absoluta. Y a la espera de ese fenómeno se dejan pasar o no se aprecian las pequeñas felicidades, las únicas que existen.”
                                                 Ernesto Sábato “Sobre héroes y tumbas”


Hoy me acordé de ti. Y sentí el pellizco que me devuelve una y otra vez a la inevitable realidad como una certeza de acero oprimiéndome las sienes. Porque si los años me trajeron nuevas risas, también borraron de mi paisaje algunas piezas imprescindibles en el caleidoscopio de mis recuerdos azules. Tú tenías la mejor sonrisa, la que siempre terminaba con traca final de fuegos artificiales, con desbandada de pájaros alocados incluida. Eras feliz atesorando detalles con trocitos pequeños de felicidad que son en realidad la única felicidad que existe. Siempre admiré en ti la alegría, tu forma de estrujar la vida como si no fuésemos a salir vivos de ella. Quiero pensar que la vida no te derrotó, eran tantas tus ansias por vivir que se te quedó pequeño este mundo y tuviste que inventarte otro en el que desplegar tus alas empapadas de ganas, y no pudimos seguirte. Olvidaste en el vuelo tus vestidos de flores y tus zapatos de tacón, la cerveza fría en la mesa y la esterilla para tomar el sol extendida sobre las baldosas grises de la terraza. Sé que no te conformas con la nada, imposible en alguien que hizo del optimismo su religión. Te imagino agarrada de su brazo paseando por las avenidas del cielo todas las tardes, mirando sus escaparates con renovado brillo en la mirada y pintándote para él la risa de rojo antes de que empiece el baile.

Ahora sí, desde aquí oigo la desbandada de pájaros de tu risa.


44 comentarios:

  1. Elena, ¿Qué tal está tu madre? No será que......

    Has escrito unas lineas preciosas sobre una mujer y tu reuerdo de su feliz sonrisa, de su ansía de atesorar momentos buenos.

    Ese recordar es aconsejable y bueno para la salud mental porque al fin y al cabo lo único válido al final de una vida son............los recuerdos. De los momentos en que rozando lo feliz ni siquiera se daba cuenta uno.

    ResponderEliminar
  2. Tella, mi madre está muy bien. La mujer de la fotografía es mi tía, hermana menor de mi madre y que hace varios años nos dejó.
    Mi relación con ella era muy especial, quizá porque sólo tenía hijos y yo me sentía como la hija que no tuvo.
    Era una mujer guapísima y muy vitalista, disfrutaba de la vida "como si no fuésemos a salir vivos de ella"; y hoy me acordé de ella.

    ResponderEliminar
  3. De vuelta de un pequeño descanso me encuentro con esta preciosa sonrisa.
    Es tu madre la de la fotografía? Es guapisima.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Elena precioso homenaje a tu querida tia...bellisímo, con la poesia y los sentimientos a flor de piél.
    Muchas gracias por tu valiosa compañia en mi blog estos dias.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Sonrisa, la mujer de la fotografía es mi tía, hermana de mi madre. Las dos eran guapísimas.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Gracias Maripaz. Hace tiempo que quería escribir algo recordándola, pero no me acababa de convencer lo que me salía.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. TU RISA


    Quítame el pan si quieres
    quítame el aire, pero
    no me quites tu risa.

    No me quites la rosa,
    la lanza que desgranas,
    el agua que de pronto
    estalla en tu alegría,
    la repentina ola
    de planta que te nace.

    Mi lucha es dura y vuelo
    con los ojos cansados
    a veces de haber visto
    la tierra que no cambia,
    pero al entrar tu risa
    sube al cielo buscándome
    y abre para mí todas
    las puertas de la vida.

    Amor mío, en la hora
    más oscura desgrana
    tu risa, y si de pronto
    ves que mi sangre mancha
    las piedras de la calle,
    ríe, porque tu risa
    será para mis manos
    como una espada fresca.

    Junto al mar en otoño,
    tu risa debe alzar
    su cascada de espuma,
    y en primavera, amor,
    quiero tu risa como
    la flor que yo esperaba,
    la flor azul, la rosa
    de mi patria sonora.

    Ríe de la noche
    del día, de la luna,
    ríete de las calles
    torcidas de la isla,
    ríete del torpe
    muchacho que te quiere,
    pero cuando yo abro
    los ojos y los cierro,
    cuando mis pasos van,
    cuando vuelven mis pasos,
    niégame el pan, el aire,
    la luz, la primavera,
    pero tu risa nunca
    porque me moriría.

    Un abrazo de días atrasados atrapado por la vida.

    ResponderEliminar
  8. ¡Qué bellísima imagen: "la desbandada de pájaros de tu risa". Un broche de oro para un bonito relato.

    ResponderEliminar
  9. Luis, me has dejado sin palabras, con creces superas el post con tu comentario.
    Siempre agradecida.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Gracias Francisco, lo que me dices tiene mucha importacia para mí viniendo de todo un poeta.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. "La desbandada de pájaros de tu risa".
    Te he leído hace un rato. Antes y ahora esa imagen se me ha hecho realidad.
    Un homenaje precisos a tu tía, lleno de cariño, de ternura... Seguro que revolotean pájaros atu alrededor cada vez que la piensas, que la nombras.

    Un beso!

    Ah, por cierto, te pareces mucho a ella, y sí, era muy guapa!
    ;)

    ResponderEliminar
  12. Gracias Edurne. Sí, cada vez que me acuerdo de ella me la imagino riendo, creo que en la risa sí me parezco a ella.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  13. No sé si lo dejó escrito, pero tu tía te declaró heredera universal de sus momentos felices. Lo delatan las desbandadas de pájaros esas de las que tú ahora eres artífice. Sabia tu tía, me alegran estos recuerdos.
    Gracias :)

    ResponderEliminar
  14. Nusa, no sé si es como dices, lo que sí es cierto es que nos reíamos mucho, con cualquier excusa.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Intuía que era hermana de tu madre, porque habías subido una foto de la tuya.
    Bellísma era y es y será también en tu recuerdo. Lo que importa es esto último y emular esta actitudes que ensalzas de ella. "Hacer del optimismo una religión".
    Es lo que queda y su risa contagiosa que seguro has heredado.
    Un beso y feliz semana

    ResponderEliminar
  16. Katy, mi tía disfrutaba de la vida en todos sus detalles, no pedía imposibles pero sí quería todo lo que estuviese a su alcance, incluso lo material. Daba gusto hasta verla beber una cerveza bien fría.

    Un beso para ti.

    ResponderEliminar
  17. Anónimo26/4/11 0:47

    Elena,
    En "El callejón de la prisa" también se oye "la desbandada de pájaros"

    ResponderEliminar
  18. Anónimo, creía que sólo yo la oía. Me alegro de que tú también la disfrutes.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Hay personas que transmite energía y ganas de vivir en su mirada y su sonrisa, se ve que tu tía era de estas personas, y dejo en tu recuerdo esa estampa de felicidad.
    Te salieron del corazón estas letras y tu tía, estará orgullosa allí donde este, de su sobrina que seguro fue muy especial también para ella.
    Un abrazo amiga, cuídate.

    ResponderEliminar
  20. Así era Cordobesa, era difícil estar triste a su lado, desprendía vitalidad y te contagiaba.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  21. También pensaba que se trataba de tu madre y me he preocupado.

    Tenías una tía muy guapa, y las letras que le dedicas son bellísimas y llenas de música, y de color. Me ha hecho recordar cuando, de pequeña, miraba a mi madre arreglarse, pintarse..y sobre todo sus tacones, me encantaba.

    Gracias por traerme esos bonitos recuerdos Elena, eres única.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  22. Candela, a mi madre ya le dediqué otra entrada y puse una foto suya, también era muy guapa. Se ve que la fea de la familia soy yo, jajajaja...

    Mi tía era muy presumida, se arreglaba todos los días y en verano se preocupaba de estar morena aunque no fuese a la playa.

    Gracias Candela, por los piropos.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  23. Elena, yo también escucho pájaros de la risa, en tu blog.
    saludos

    ResponderEliminar
  24. Me alegro, Mamuma.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  25. Vaya Elena, por lo que veo, las mujeres de tu familia han sido y seguirán siendo hermosas.

    Escribes una frase de la que me he enamorado: "eran tantas tus ansias por vivir que se te quedó pequeño este mundo y tuviste que inventarte otro.." Tantas personas que se inventan otros mundos... quiero pensar que nos están preparando una maravilla para cuando a nosotros nos toque ir.

    Abrazo.

    ResponderEliminar
  26. Guau¡¡¡, lo has bordado Elena, ""Tú tenías la mejor sonrisa, la que siempre terminaba con traca final de fuegos artificiales, con desbandada de pájaros alocados incluida"", me descubro ante la forma en que describes una sonrisa. Me ha encantado este canto de alegría en recuerdo de tu tía, y es que la vida esta llena de esas sonrisas que no apreciamos pero que echamos de menos cuando nos faltan.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  27. Cuet, ¿te imaginas que sea así como dices? y nosotros aquí con miedo a lo desconocido. Ojalá los volvamos a ver.

    Y sí, las mujeres de mi familia son muy guapas, la más fea soy yo, soy un paréntesis entre mi madre, mi tía y mi hija.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  28. D.Manuel, me he limitado a contar una realidad, la risa de mi tía era su mejor presentación. Siempre la recuerdo riendo. Bueno, también tenía su genio, jajaja...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  29. " Tus alas empapadas de ganas..."
    Preciosa evocación, Elena, porque consigues darnos una imagen muy viva de ella, de su torbellino, de cuanto la admiraste.
    Saludos blogueros, Elena

    ResponderEliminar
  30. Gracias José Antonio.
    Me satisface saber que lo consigo, al menos lo intento.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  31. He intentado destacar alguna frase pero es que es tan denso que no se cual coger.
    Seguro que ella , desde donde esté, sonrie al leerlo . Un beso

    ResponderEliminar
  32. Chelo, si es así, doy por bueno el texto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  33. Elena, al principio me he asustado pensando otra cosa, pero al leer los comentarios ya pude ver que se trataba de tu tia que aunque para ti, como nos dices, fué una persona muy especial.Era una mujer muy guapa y con una gran sonrisa.
    Le has hecho un hermoso homenaje y segura estoy que desde el Cielo ha sido la primera en aplaudirte. Un beso muy grande para ti amiga.

    ResponderEliminar
  34. Teresa, ya hace varios años que nos dejó, pero yo me acuerdo mucho de ella, nuestra relación era muy estrecha y la echo de menos.

    Un beso para ti.

    ResponderEliminar
  35. El recuedo es el cordón umbilical que nos permitirá reengancharnos, algún día, con nuestros seres queridos.

    Nadie que haya vivido así puede dejarnos del todo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  36. Ya se nota que la querias, ya, y que guapa era tu tía, una mujer como esas que se dicen de bandera y creo que algo sacaste tu de ella. Un saludo.

    ResponderEliminar
  37. Tawaki, pienso lo mismo que tú.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  38. Curro, sí que era guapa, y siempre estaba bien arreglada. Y sabes lo que dicen, afortunados los que se parecen a los suyos.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  39. Me encantan esas fotos, Elena. Al mirar a tu tía, tan hermosa, me ha venido a la mente aquellas fotos que tengo de mis tías, Carmen y Eladia, cuando eran jovencitas y paseaban, del brazo, por el paseo de Carteya.

    Una lástima que tengamos que perder a quien tanto queremos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  40. Coincidimos Mª Carmen, esas fotos son muy especiales, me encanta ver fotos antiguas.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  41. ¡¡Uy!!!

    ¿Tu un patito feo?

    Ni de coña...

    :D :D

    ResponderEliminar
  42. Jajaja..., gracias Candela, pero sólo me conoces por fotos y siempre se cuelgan en el blog las más favorecedoras, jajajaja...

    ResponderEliminar
  43. Felices recuerdos. Gente que vive el día. Pero... ¿acaso hay avenidas después?

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  44. Lavela, algunos dicen eso, y algunos queremos creerlo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario

Related Posts with Thumbnails