viernes, 17 de septiembre de 2010

SEPTIEMBRE Y LLUEVE

 "Mas yo siento en el agua algo que me estremece...,
como un aire que agita los ramajes de mi alma."
Federico García Lorca


La eché de menos, imploré por su llegada, la llamé hasta inconscientemente mientras yo me licuaba en mil gotas de sudor pegajoso por entre las rendijas de las baldosas. Le canté mil tonadas desafinadas, la soñé noche sí y noche no mientras recitaba los nombres de todas las estrellas del firmamento una a una. Y hasta la invoqué en un silencioso aquelarre con las palabras que se agarraban a mi garganta desde la boca hasta la boca del estómago.

Me aupé en un último intento a los tejados que ya conocen mis pasos, y allá, a lo lejos, justo en la línea en que se adormecen los sueños, la vi romper el cielo.

Casi no la reconocí, vestía un traje casi nuevo, casi largo, casi negro, y se extendió por el cielo como una enorme ola que arrastra la arena de la playa del último verano.


37 comentarios:

  1. Mas no se confíe en exceso, que pronto nos ha de llegar el veranillo de San Miguel, y volveremos a suspirar por un poco de aire fresco.
    Disfrutemos de este momentáneo relajo.

    ResponderEliminar
  2. Que ricos esos dias de playa que estan un tnto frescos ... un tanto negros con el cielo de gala.. que rico cuando sus destellos te mojan la cara =)

    ResponderEliminar
  3. Guau¡¡¡ Dñª.Elena, ayer el cielo la escuchó, y hablo como el sabe hacerlo,iluminando la oscuridad de la noche y rugiendo, gritandonos que estaba enfadado, y escupiendo su rabia en forma de lluvia, incluso en algunos sitios, esa rabia quedo esparcida en las aceras en forma de granizo, fué una noche infernal, pero esta mañana, todo estaba en calma, y se respiraba mejor.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Aspirante, no creas que me confío, ya estoy más que escarmentada y sé que "el veranillo el membrillo", todos los años llega.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Zully, también tienen su encanto esos días grises en una playa con el viento azotando con furia.

    Un beso guapa.

    ResponderEliminar
  6. Manuel, por un momento he sentido miedo ¿seré bruja y yo sin saberlo?
    Ha sido invocar al dios de la lluvia y ha tardado dos días en llegar.
    Me estoy pensando hacer experimentos, puestos a pedir... jajajaja.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Pues sí, ya está aquí la bendita lluvia, también yo la estaba esperando con ansiedad. Sin ir más lejos, esta noche, aquí en La Costa del Sol, tal y como tú nos dices, ha roto el cielo, bueno, más bien lo ha partido; no te imaginas cómo llovía por momentos, y los truenos...
    Como siempre, un texto bellísimo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Enhorabuena, corbobesa testaruda. Al fin has conseguido que llueva en esa Córdoba de "nbes de polvo". Pero un poquito te he ayudado yo poniendo imagenes de LLUVIA en mi blog para que te hicieran caso los dioses.

    ResponderEliminar
  9. Sí Mercedes, todo se ha refrescado por ahora. Aquí ha caído con fuerza este mediodía, por ahora todo está tranquilo.

    Un beso guapa.

    ResponderEliminar
  10. Tella, dicen que el que la sigue y la persigue, la consigue. Y en eso de insistir... no hay quien me gane. Aunque agradezco la ayuda impagable de "ATARAXÍA" que me dedicó un poema en su blog, la de "cuando no se llega a escuchar el silencio..." que también se acordó de mí en alguna entrada y por supuesto a tus maravillosas y relajantes imágenes del día en "TELLAGORRI BUREAU".

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Que bonito post Elena..

    Hasta aquí tambien ha llegado y se ha ido, pero ha dejado un ambiente húmedo y bochornoso, tipo Nueva Orleans. A mi me gustan las tormentas y dormirme con el ruido de la lluvia y los truenos y si estoy en el campo, mejor.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. Gracias Candela.
    Compartimos el gusto por la lluvia. En el campo tiene un olor especial.

    Un beso para ti.

    ResponderEliminar
  13. No sé si habrá relación causal pero ayer Tella estuvo cantando en su balcón, a la luz de la luna, baladas de amor... igualito que Machín.

    Que la disfrutes.

    ResponderEliminar
  14. Estimada Elena...

    Y llega ese día en el que un buen día llueve, y entonces los niños vuelven al patio, los huertos se riegan y la lluvia cae sobre buenos y malos, grandes y pequeños...Y el calor se va.

    ¿Porqué será que a veces lo bueno se hace esperar?

    De todas formas, enhorabuena.

    Un beso, amiga.

    ResponderEliminar
  15. Isra, me lo creo, me consta que está ensayando para cuando refundemos el nuevo Mocedades. Ya verás, te vamos a sorprender.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Dadaista, se hizo esperar pero llegó al fin. Y la disfruté mientras duró. Hasta hice fotos para retenerla aunque fuera de forma virtual. Ya ves con qué poco me conformo.

    Un beso para ti.

    ResponderEliminar
  17. Hola mi princesa soñadora, cualquier cosa la llamas tu llover. Aquí dos truenos, unos cuantos relámpagos. Unos cuantos goterones para pringar los cristales y ya. Calor a mantas.
    O sea entiendo tu ilusión, disfruto de cada una de tus palabras tan bellamente ordenadas y comprendo que te alegres como una niña. Yo no mre lo creo :(
    El día que los niños chapoteen en las charcas con sus botas de goma, me creeré que ha llovido. Pero bueno algo es algo y peor es nada.
    Feliz finde y que las hadas, los duendes y las meigas se conbulen en conjuros para que se haga realidad tu sueño
    Besos

    ResponderEliminar
  18. ¿saliste y te mojaste? espero que disfrutaras de su sonido.
    Un besazo cielo!!!

    ResponderEliminar
  19. Que bonita inspiracion a la lluvia, pero aqui llevamos dos dias con tormentas, el sol poco o mejor dicho nadaaaa, no se pero esto es o mucho o nada...no puedo ser mas pausado, lo dicho no llueve al gusto de todos.
    Feliz fin de semana
    Primavera

    ResponderEliminar
  20. Elena...

    Ayer por la mañana estuve paseando descalzo por la playa mientras las nubes amenazaba tormenta. Una delicia. Y es que también los días grises también tienen su "aquel". Días para reflexionar, para amar en silencio, para soñar...

    Un beso, paisana

    ResponderEliminar
  21. Katy, la mañana fue calurosa hasta decir basta, el sol apretaba como si fuese su último día, pero al acabar el almuerzo se dejaron caer unos nubarrones negrísimos que descargaron con toda la fuerza de una tormenta.
    Me ilusioné, claro. Al rato se despidió de mí la lluvia, es como si hubiese venido a saludarme. A ver, después de tanto implorarla...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  22. Primavera, tengo entendido que las lluvias tormentosas van para allá, cuídate guapetona.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  23. Silvia, salí a la terraza -¿no me has visto en la foto?-, y como soplaba el viento con mucha fuerza, me mojé y se me rizaron los rizos, jajajaja, aún más, jajajajaj.

    Un beso querida amiga.

    ResponderEliminar
  24. Ay Félix, qué envidia tener una playita cerca, es lo que le falta a Córdoba para ser perfecta, siempre lo digo.

    Un beso paisano.

    ResponderEliminar
  25. Elena...

    Es que ya sabemos que si Córdoba tuviera playa, sería ya "para echarle de comer aparte"...

    Un beso, paisana.

    ResponderEliminar
  26. Ya era hora que lloviera aunque no podamos ir a la playa, la lluvia nos inspira, muy bonita la reflexion.
    Es un placer pasar a leerte.

    Que tengas un feliz fin de semana.
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  27. Hola guapa, tus cánticos dieron resultado, tengo que decirte que te ayude un poco...ya sabes las brujitas sabemos hacer esas cosas, jajaja.
    Aqui por mi barrio cayo también un buen torrencial de agua.
    Un beso

    ResponderEliminar
  28. Félix, sólo pensarlo y se me hace la boca agua.

    ResponderEliminar
  29. Ricardo, el placer es mío. Pásate siempre que quieras por esta casa.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  30. Sonrisa, veo que he tenido mucha ayuda. Pues hala, a seguir cantando que esto no pare.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  31. Mis amigos me cuentan de la bendita lluvia en mis antiguos lares... mi hermana vive ahora en una zona que casi parece piscina gigante por estas fechas... hablo por teléfono con mi madre mientras ella contempla una mojada cortina que reverdece el jardín. Y yo.. bueno, yo tendré que esperar, porque me han informado que en mi nueva ciudad sólo llueve un par de semanas al año.. y esas están algo lejanas de llegar :(

    Que bueno que ya tienes lluvia!! :D

    Beso!

    ResponderEliminar
  32. Cuetzpallin, tuve lluvia, sólo una tarde pero tuve lluvia. Por ahora sale el sol todos los días, y además lo hace con fuerza todavía. Habrá que seguir esperando.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  33. Al final... siempre llega, y el frío, y todo lo demás :)

    Un abrazo y feliz domingo.

    ResponderEliminar
  34. Bueno... pues ya llegó aunque no muy abundante, al menos limpió un poco la atmósfera, y es un anticipo de lo que vendrá pronto. La temperatura nocturna si hemos notado que ha cambiado, y se puede descansar mejor.
    Tendremos paciencia Elena, lo peor ya ha pasado, solo nos queda "el veranillo del membrillo" como tu dices, pero eso son pocos días.
    Un besito y pon a mano los paraguas.

    ResponderEliminar
  35. Mª Carmen, así es, siempre llega.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  36. Cordobesa, llegó aunque sólo por una tarde, al menos nos ha refrescado un poco el ambiente.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  37. Llegó y se fue. Nos alegró poco con su presencia y ahora el veranillo hasta la próxima. ¡Ojalá sea pronto.
    Me alegro de estar por aqui y me gusta mucho el aspecto nuevo de tu blog. Un beso Elena

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario

Related Posts with Thumbnails